Back to top
Protestas

La Fiscalía cubana pospone hasta 2022 el juicio contra el estudiante universitario Abel Lescay por manifestarse el 11J

El estudiante del Instituto Superior de Arte será juzgado por los delitos de 'desacato a la figura básica', 'desacato a la figura agravada', y 'desorden público'.

La Habana
El estudiante universitario cubano Abel Lescay.
El estudiante universitario cubano Abel Lescay. Abel Lescay/Facebook

El estudiante de Música del Instituto Superior de Arte (ISA) Abel Lescay anunció en sus redes sociales que fue notificado de que su juicio por participar en las protestas antigubernamentales del 11 de julio, que inicialmente se realizaría entre los días 5 y 6 de diciembre, fue aplazado para el próximo año "hasta nuevo aviso".

"A mí no me hace gracia, ¿qué creen que pueda ser eso?", preguntó el joven, a quien la Fiscalía le pide siete años de privación de libertad por los presuntos delitos de "desacato a la figura básica", "desacato a la figura agravada", y "desorden público".

"Es el tercer juicio que conozco se ha pospuesto esta semana", afirmó la activista cubana Salomé García Bacallao.

"Te están dando cuerda. Tu caso es demasiado público. De aquí al juicio no pasa nada contigo y la Policía, pueden hasta sobreseerlo. Pasa algo en plan 11J y lo van a coger de excusa para guardarte", comentó en la publicación el periodista Marcos Paz Sablón.

La pasada semana un grupo de estudiantes cubanos, nucleados alrededor de la plataforma Reclamo Universitario, rechazó la causa judicial abierta contra Lescay y reclamó solidaridad internacional con su caso.

"Los jóvenes de Reclamo Universitario, coherentes con el legado de Mella y la verdadera juventud revolucionaria, no abandonaremos jamás a ningún compañero de nuestras aulas. Llamamos a la solidaridad nacional e internacional con Abel Lescay. Lo queremos libre y en la universidad", afirmaron en un comunicado publicado en Facebook.

Actualmente el joven se encuentra en residiendo en la beca del ISA, donde continúa tomando clases de forma normal, según confirmaron familiares a DIARIO DE CUBA, pero en caso de ser declarado culpable significaría la expulsión del centro de estudios

La ONG cubana Cubalex ha denunciado al menos 1.200 detenciones de cubanos por participar en las protestas del 11J, de los cuales al menos 600 se encuentran en prisión actualmente.

De acuerdo con Laritza Diversent, directora de Cubalex, "los manifestantes del 11 de julio no pueden ser procesados por el delito de desórdenes públicos, ni ningún otro". 

"Primeramente el Artículo 56 (Nueva Constitución de Cuba, 2019) dispone que "los derechos de reunión, manifestación y asociación, con fines lícitos y pacíficos, se reconocen por el Estado siempre que se ejerzan con respeto al orden público y el acatamiento a las preceptivas establecidas en la ley", señaló.

Sobre la sanción por el delito de desorden público, la abogada añadió que el Código Penal prevé una privación de libertad de tres meses a un año, al que sin por causas justificadas en lugares públicos, espectáculos o reuniones numerosas de gritos de alarmas, o profiera amenazas de un peligro común. 

Más información

4 comentarios

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sesión para comentar.
Profile picture for user Ana J. Faya

Yo quisiera saber qué cosa es una "figura básica". ¿La madre de uno?, ¿la abuela? ¿los hijos? Porque Díaz-Canel S definitivamente no lo es, es totalmente prescindible, y los guayabitos policías mucho menos.

Profile picture for user JCAleman

Figura basica es el objeto de la "ofensa" relacionada con cualquier cosa que los lideres del cartel de Punto Cero consideren que afecta, amenaza o interfiere con sus intereses.

En otras palabras, todo panfleto pseudolegal (codigos, resoluciones, constitucion, etc) creado en el campo de concentracion antillano es solo para justificar (legalizar) la injusticia.

La figura "basica" puede ser el circulo, o el limon, como la limonada es la "base" de todo.

Estimada Ana J. Faya... son eufemismos socialistas. No se desgaste con eso. Cuando se trata de utilizar frases rebuscadas en el mundo jurídico para establecer términos confusos, ellos tienen la última palabra. De cualquier manera, lo importante es que este caso (así como tantos otros), tenga seguimiento, porque es la única manera de establecer cierta protección hacia los que sufren estas injusticias. Lo que se está cometiendo son verdaderas atrocidades con todos los jóvenes que salieron a manifestarse. Condenas que rebasan sobradamente la que se le impusiera al difunto en jefe por asaltar a tiros a un cuartel militar. Si aquel señor en estos tiempos hubiese hecho algo así y bajo las condiciones actuales, seguramente ya estaría a estas alturas pulverizado a plomos. Se hacen llamar un gobierno humanista y sensible, protector del proletariado. Todo un discurso hueco. Por otra parte, a ninguno de los funcionarios públicos de ahora (incluyendo obviamente a Díaz - Canel), se le debe respeto.