Back to top
Exportaciones

Así va el desastre de la exportación a través de las empresas estatales cubanas

'Cuando el producto llega al cliente con problemas ese costo lo paga el productor', se queja uno de los primeros emprendedores que empezó a exportar en Cuba.

La Habana
Mangos de exportación.
Mangos de exportación. ACN

El incremento de los costos al ejecutar las exportaciones, que terminan pagando los mismos productores, y el aumento de las tarifas de servicios asociados a la operatoria de la exportación, estuvieron entre los problemas señalados por productores cubanos que exportan sus productos a través empresas estatales, en una reunión con responsables de las instituciones pertinentes, el viceprimer ministro cubano, Jorge Luis Tapia Fonseca, y la viceministra primera de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Ana Teresita González, según un reporte del sitio oficial Cubadebate.

El Gobierno cubano autorizó a los productores privados a exportar, pero deben hacerlo a través de las ineficientes empresas estatales.

Varios productores se quejaron de la sobremanipulación de los productos frescos de alta densidad en el escáner de la terminal de Aerovaradero, del aeropuerto internacional José Martí. Ello ocurre debido a que el equipo que presta este servicio en el área de despacho de las exportaciones no tiene la suficiente potencia. Eso implica gastos adicionales de material de empaque y fuerza de trabajo al tener que desarmar y volver a armar los pallets, así como afectaciones de calidad.

"Cuando el producto llega al cliente con problemas ese costo lo paga el productor", dijo el artemiseño Osmani Cordero, uno de los primeros productores que comenzó a exportar en el país.

Sin embargo, este problema, detectado durante una inspección internacional, no tendrá solución hasta el próximo año.

La directora adjunta de Aerovaradero, Carmen Arias Suárez, explicó que durante una de las inspecciones internacionales que recibe la institución en el año, se detectó que el equipo de rayos X no era el adecuado para productos, por ejemplo, como la piña. "Esto requiere que hay que despaletizar y los productos sufren".

La funcionaria informó que ya se solicitó la compra de un equipo de rayos X mayor, que debió haber entrado a finales de 2021, y ahora se espera para el próximo año. No aclaró en qué momento de 2022 debe llegar el equipo.

Por su parte, el viceprimer ministro Tapia Fonseca dijo lo que ya resultaba obvio: que hay que buscar soluciones. 

"No puede ser que cuando llegue a Aerovaradero haya que despaletizarlo todo. Aerovaradero tiene que sentarse con los productores y analizar producto a producto qué hace falta. Hay que dejar claro la responsabilidad de las partes. Que cada cual asuma su responsabilidad. El productor está para producir", declaró.

Cordero también se refirió a la necesidad de trabajar con la cadena y mencionó problemas en la firma del contrato con las empresas exportadoras estatales que provocaron este año serias limitaciones en la exportación de productos como el aguacate

"El que sufre al final es el aguacate y el campesino", subrayó.

Al respecto, Tapia Fonseca dijo que hay que evaluar dónde están los problemas en esa cadena. 

"Cada uno de los productores debe tener un abogado y que cada cual asuma la responsabilidad, así como el que no cumpla. En el contrato participan varias empresas, tienen que sentarse los tres a la hora del contrato para este tipo de producto que requiere rapidez. Hay que ser ágil. El contrato tiene que tener claro el tiempo. No se puede esperar a ponerse de acuerdo tres días antes de que el aguacate esté", señaló.

A los problemas señalados se suma que la industria nacional no garantiza los envases y embalajes necesarios para la exportación. También existen problemas con las trampas centinelas, que deben ser adquiridas en el exterior en moneda libremente convertible.

Durante el encuentro, que según la nota se realizó en el teatro del Ministerio de Telecomunicaciones, también se conoció que, al cierre de noviembre, se habían firmado un total de 130 contratos de importación por un valor de casi dos millones de dólares. De ellos, 103 corresponden a plaguicidas agrícolas y uno de herbicida, siendo estos en su mayoría de mercancía en consignación.

Al respecto existen demoras excesivas la liberación de los pagos a los proveedores de la consignación, lo que causa deficiencias en el aprovisionamiento. Los productores no ven satisfechas demandas de insumos y los surtidos no se corresponden con todas sus peticiones. El aprovisionamiento es inestable debido al déficit de materias primas en las mercancías de la industria nacional. En el caso de la importación directa de mercancía por el productor, los precios se elevan debido a que son pequeñas cantidades.

Pese a todas las dificultades expuestas y a la que el Estado cubano no da solución aunque insiste en ser intermediario en la exportación y la importación de los productores cubanos, la viceministra primera de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera concluyó el encuentro ratificando que es una prioridad exportar para el desarrollo del país.
 

Más información

3 comentarios

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sesión para comentar.

Cuba quiere exportar lo que ni el mismo pueblo tiene para comer

Como el perro del hortelano, que ni come, ni deja comer.

Profile picture for user Peña Tico

Los proveedores de las consignas deben ir averiguando
como incluirse en el Club de Paris