Back to top
cine

De 'metedura de pata' a 'desperdicio', la crítica despedaza la película sobre los cinco espías cubanos

El francés Oliver Assayas no logra convencer con su última propuesta.

Madrid
Gael García Bernal, Penélope Cruz, Edgar Ramírez, y el director Olivier Assayas durante el estreno.
Gael García Bernal, Penélope Cruz, Edgar Ramírez, y el director Olivier Assayas durante el estreno. AFP

La película Wasp Network (La red avispa), dirigida y escrita por el francés Oliver Assayas, sobre los cinco espías cubanos condenados en EEUU, no ha logrado el favor de la crítica cinematográfica. Así han evidenciado no pocas reseñas publicadas en medios internacionales.

"La película es brillante, esclarecedora y a menudo emocionante. Lo que le falta es carga emocional y una textura más fina. El espectador necesita involucrarse en esos personajes para entender sus decisiones y preocuparse por las consecuencias de estas", señaló The Guardian.

La película está basada en el libro Los últimos soldados de la Guerra Fría, del brasileño Fernando Moraes.

Para el sitio especializado Indie Wire, el filme es una "metedura de pata extremadamente rara de uno de los cineastas más grandes de los últimos 30 años".

"Tal vez habría sido una película más absorbente si Assayas se hubiera tomado el tiempo suficiente para hallar claridad en medio del caos", consideró.

Hollywood Reporter coincidió en este último asunto: "Hermosamente filmada, con un gran reparto e impresionantes locaciones. Pero es también una maraña de idas y vueltas interminables entre demasiados personajes, situaciones y escenarios como para crear una narración satisfactoria". 

The Playlist fue más allá y consideró que el director mató la película por querer abarcar demasiado.

"Aparecen y desaparecen voces en off sin ton ni son, lo que indica que se ha cargado la película con demasiada información. Es como si exprimieran páginas completas de Wikipedia para esas voces", zanjó.

Desde Cineuropa opinaron que es "una de esas películas que tiene todos los ingredientes para triunfar, pero se las arregla para desperdiciarlos", mientras Variety contrapuso "un gran tema, un reparto magnífico e imágenes poderosas" a una película que "parece la reducción de una serie" y que deja "frustrados a los espectadores".

"Resulta inusual que una película occidental presente como héroes a unos espías de Fidel Castro. Esa novedad es, por desgracia, uno de los pocos puntos a favor de la película, sorprendente decepción de Olivier Assayas, que es uno de los cineastas más interesantes y eclécticos de la actualidad", apuntó The Wrap.

Screen Daily criticó que, "rodada en Cuba con pleno apoyo del Gobierno cubano, sostiene una línea política ambivalente".
"Es más interesante y sincera cuando se ocupa del costo humano de las misiones de espionaje, especialmente en las familias y los socios", agregó.

One Room With a View describió Wasp Network como "un ejemplo brillante de cómo no debe editarse una película".

La red avispa desembarcó en el 76 Festival de Cine de Venecia, a principios de septiembre, donde compitió por el León de Oro. Allí estuvo con parte del elenco integrado por Penélope Cruz, el mexicano Gael García Bernal, el venezolano Edgar Ramírez, el brasileño Wagner Moura y el argentino Leonardo Sbaraglia.

Assayas dijo en declaraciones a la prensa antes del estreno que trabajó en Cuba "vigilado de cerca", pero también que "el monitoreo" al cual estuvieron sometidos él y su equipo no les impidió hacer la película que querían hacer. La actriz española Penélope Cruz declaró que no sintió "una libertad muy grande a la hora de hablar" y expresarse los cubanos durante el tiempo que permaneció en la Isla.

La Red Avispa fue creada por el Gobierno cubano en los años 80 y 90 del pasado siglo para infiltrarse en organizaciones anticastristas en los EEUU. El libro en el que está basado el guión de Assayas cuenta la historia de 14 de los espías cubanos y su eventual desenmascaramiento y enjuiciamiento por parte de las autoridades estadounidenses.

Entre ellos están los cinco agentes que recibieron condenas de prisión por cargos de espionaje y asesinato: Antonio Guerrero, René González, Ramón Labañino, Gerardo Hernández y Fernando González, la mayoría actualmente con algún cargo en instituciones estatales cubanas.

Más información

12 comentarios

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sesión para comentar.

“Mirad la Luna vomitando estrellas, ay ay ay que bella, ay ay ay que bella!”... fue un inspirado verso de un aspirante a poeta; Quevedo evaluó la cosa y respondió: “Si de este árbol queréis sacar mejor fruto, ay ay ay que bruto, ay ay ay que bruto!”.

Profile picture for user Ares I

Que alguien venga y diga de la producción. Seria interesante saber cuanto billete le metió raul a ese bodrio.

Profile picture for user Ares I

Billete que no se gastan los del exilio, pues la propaganda política no da réditos en el cine. Solo al dictador, que no le duele el dinero que gasta para limpiarle la cara a su régimen piensa de esa manera.

Profile picture for user Guarapo

Plasta de elenco, plasta de guion y plasta de película lo que viene a ser tremenda mierda.

Profile picture for user Amadeus

¡Mira que gastan dinero en bodrios como ese que al final nadie ve ni compra!

Profile picture for user Jean D'Alembert

Querían levantar un muerto muy pesado...

Profile picture for user kreutz

Quien no sabe de historia, no debe meterse a profesor de Ciencias Soclales. Zapatero a tus zapato, cada cual por su vereda, cada uno en su arte, cada cual en su oficio es un rey y la misa que la dirija el cura... ahahh y la mas importante: Cada uno a lo suyo. No sabes del sufrimiento del pueblo cubano y vienen a vanagloriar a 5 espias confesos y convictos. Gracias a Barack Huseim Obama.

Por lo general, el orden es este: Primero, uno ve la película y después opina. ¿O no? No me asombraría que fuese un bodrio, y confieso que mis opiniones políticas (a las que tengo derecho), o si quieren llámenlas prejuicios, me predisponen y alertan contra ella. Pero para aceptar o rechazar de cuajo, vista hace fe. Y si no qué: ¿los ciegos guiando a los ciegos? La autopsia se hace post-mortem

Profile picture for user Amadeus

@ El Placitero–– Mire usted caballero, no me puedo imaginar que una película producida en Cuba que trata sobre 5 espías castristas que entre otras cosas son los responsables del derribo de las 2 avionetas de Hermanos al Rescate que le costaron la vida a cuatro jóvenes activistas, no sea otra cosa que un BODRIO de propaganda política manipulada. Got it?

Profile picture for user Jean D'Alembert

Amadeus tiene razón. Eso estaba enfermo de nacimiento y que bueno que fue una mierda.

Profile picture for user Ares I

Sr. Jean, yo tambien estoy de acuerdo con Amadeus, pero fue una basura de pura casualidad. Si hubiesen tenido tenido un buen guionista, cualquier pelicula sobre espionaje tiene potencial. Ahi hay combustible para cualquier thriller si se saben manejar las tramas. El problema esta en retorcer la verdad y contarla a la medida del dictador. Tal vez ese fue el error, en que ellos pusieran el libreto con intenciones marcadamente politicas.
Hollywood se pasa todo el tiempo produciendo heroes americanos, promoviendo los valores de USA y glorificando sus modos de ver, pero cual es la diferencia? entretienen, aunque sea un punetero extraterrestre tiene coherencia en su planteamiento y no le es extrano al espectador. Y eso es de lo que carece esta pelicula infame. Raul quiso hacer una declaracion politica, puso el dinero que le sobra, pero el cine es incompatible con la propaganda politica en "straigth" como acostumbran a hacerlo en su isla prision.

Profile picture for user Amadeus

@ Ares___Tiene usted toda la razón. Otra cosa además. A las historias de espionajes en Cuba a los "héroes" les falta carisma. Mi Julito el Pescador, ni el Hombre de Maisinicú, para poner un ejemplo, eran personajes con los que el exprectador se podían identificar porque eran demasiado politizados y creados para exalzar los valores ideológico del régimen. A estos "Cinco" le pasa lo mismo con el agravante que tienen en su haber la muerte de 4 inocentes activistas.